Feedback de un paciente con ZSI 100 FTM – Brest

Un paciente nos habla de su experiencia de implantacion de un ZSI 100 FTM, implante maleable especificamente desarrollado para faloplastias.

El paciente se veía muy contento al contarnos sobre su experiencia con el implante maleable ZSI 100 FTM, tras operarse el 26 de abril de 2017, en Brest.

Durante su transición FTM, varios equipos médicos le realizaron controles de seguimiento.

En mayo de 2015, se sometió a una faloplastia antebraquial con el Dr. Hu en Brest. Poco después, tuvo un problema de ruptura en la base del neopene, que, sin necesidad de intervención, se volvió a unir al cabo de tres meses. El catéter urinario, un poco molesto, se mantuvo en su lugar durante 31 días.

Cinco meses después de la faloplastia, se presentó una estenosis uretral, con lo cual se vio la necesidad de realizar una nueva intervención y recolocación del catéter. En enero de 2016, el paciente se colocó una prótesis testicular e inyecciones de grasa en el escroto. Solamente se mantuvo fija la prótesis derecha, en cambio, la de la izquierda debió ser retirada después de varios intentos por mantenerla en su lugar.

Fue así que, el 26 de abril de 2017, el paciente fue al CHU de Brest para que le colocaran su implante de pene maleable ZSI 100 FTM.

Se pudo fijar el implante con las anclas Mitek, utilizadas por primera vez para colocar implantes FTM ZSI por el equipo del CHU de Bordeaux, dirigido por el profesor Vincent Casoli. El área de fijación del implante experimenta un leve dolor, con lo cual el paciente nos cuenta que tiene miedo de hacer movimientos equivocados o bruscos, por lo que ha modificado ligeramente su forma de caminar y estar de pie, con lo cual contrae el ano y esto genera dolores asociados. La cicatrización debería resolver este último punto, y se espera que se complete hasta un mes después de la operación.

El paciente había escogido un implante de ZSI por su adaptabilidad a la anatomía FTM: los implantes se componen de un único “tubo”, ya sea el implante maleable o el hidráulico, con una base para fijación en el pubis, lo que evita que se separen los elementos por la falta de cuerpo cavernoso (como en el pene, en los hombres biológicos). Los implantes tienen un glande preformado (y no una punta afilada que parece una perforadora) que ayuda a dar un aspecto más natural a la faloplastia.

Prefirió el implante maleable al hidráulico porque le preocupaba tener que activar una bomba, especialmente, durante las relaciones sexuales.

El paciente se mostró muy feliz con su funcionamiento y, a pesar de que han pasado tan solo tres semanas, ya ha podido experimentar sensaciones en todo el pene (3/4 del pene es sensible), ¡mucho más intenso que antes de la operación! También dijo estar muy gratamente sorprendido por la suavidad y flexibilidad de la prótesis a pesar de la primera impresión de rigidez. Actualmente, el pene debe permanecer colocado hacia abajo, pero dentro de muy poco tiempo, una vez completado el proceso de cicatrización, podrá usarlo de manera más natural y cómoda. Además, no tiene ningún problema urinario, tan solo un ligero efecto “paraguas”, que se regularizará pronto.

Le deseamos lo mejor en su recuperación y esperamos ansiosos sus próximas impresiones y opiniones sobre el uso y la comodidad del implante ZSI 100 FTM en la vida cotidiana. ¡Muchas gracias por compartir tu experiencia con nosotros, Aleks!

 

ZSI es el único fabricante europeo de esfínteres urinarios artificiales y de implantes de pene maleables e hidráulicos como soluciones para los problemas urológicos masculinos (incontinencia), complicaciones sexuales (impotencia), y de identidad de género (prótesis para hombres trans y mujeres trans).

Port Relacionados

Leave a comment